-0.7 C
New York
Thursday, Dec 9, 2021
Image default
Daddy Yankee

Kiko Rivera desvela cómo fue el reencuentro con su madre Isabel Pantoja en Cantora y cómo es su relación precise con ella

Tras haber soltado sapos y culebras por la boca de Telecinco y haber mordido con furia la mano que tanto le ha dado de comer, Kiko Rivera ha vuelto a ‘Sábado Deluxe’ con el rabo entre las piernas y con un pendrive con su último single enlatado para actuar en rigurosísimo playback antes de conceder una nueva entrevista a María Patiño, justo un año después de que comenzara la trilogía vampírima (porque todo va de muertos y de hacer sangre) ‘Cantora: la herencia envenenada’.

Con una sudadera de su marca que recibe el sutil nombre de Kantora is mine (‘Cantora es mía’, en inglés), una gorra de Oblack Caps y dos zarcillos de folclórica (uno por oreja), el pequeño del alma le ha dejado claro a la presentadora del ‘Deluxe’ que hoy se sienta en Telecinco “la mejor versión de Kiko, que está feliz y tranquilo”.

Kiko ha relatado el primer capítulo de su nuevo testamento (nunca mejor dicho, que nos traen locos con el de Paquirri) en su historia con su madre. El dj se encontraba en La Graciosa a dos días de que Anabel Pantoja contrajera matrimonio con Omar ‘El negro’ haciendo turismo con su mujer cuando descubrió a través de las principales revistas que los rumores eran ciertos: su abuela doña Ana acababa de fallecer. “Mi prima me dijo que mi madre no quería verme, que me quedara allí. Raquel Bollo fue quien me dijo que me dejara de tonterías y que fuera a Cantora a verla“, ha confesado durante la entrevista.

El abrazo mágico de 15 minutos con el que se acabó el mal rollo entre madre e hijo

Kiko Rivera apunta hacia su prima en Sábado Deluxe

Kiko Rivera dispara contra su prima en Sábado Deluxe – Telecinco

Paquirrín ha asegurado que el caminito de las Canarias a Cantora fue todo un calvario, mucho peor que viajar en el asiento del centro de un avión con un señor al que le huelen los pies a un lado y una madre con un niño llorón al otro: “Yo ya no sabía que hacer. Mi prima me cube en un momento que mi madre no me quiere ver, al rato que sí, ¿qué es lo que pasa? Me estaban volviendo loco, pero yo iba derecho a darle un abrazo a mi madre porque se le había muerto su madre, que es mi abuela”, recuerda Kiko.

Isa Pantoja da la última hora sobre su familia: Kiko Rivera está en "paradero desconocido" mientras Isabel Pantoja llora la muerte de su madre

Según ha relatado el hijo de la Pantoja, cuando llegó a la valla (esa que saltó Isa Pi demostrando estar preparada para fichar por el FBI) en el coche de Manuel Cortés, una mujer de las que trabajan en la finca bajó para cotillear y saber si period cierto que iba a pisar las tierras de su padre tras dos años sin pasarse por allí. Con la excusa de que se le habían olvidado las llaves (que como ama de llaves, es lo único que tenía que hacer), la señora tarda en abrirle hasta que prepara el esperadísimo encuentro madre-hijo.

Captura De Pantalla 2021 11 13 A Las 23 23 28

“Cuando yo empiezo a llegar a casa veo de lejos a una persona en el patio y supe que period mi madre. Conforme me iba acercando sentí muchos nervios, se me salía el corazón por el pecho, fue una sensación tremenda. Ella me buscaba con la mirada. Cuando me bajo del coche, ella se cae un poco para abajo, le doy un abrazo que duró 15 minutos. Sus únicas palabras fueron, mirando al cielo, ‘gracias mamá, te has tenido que morir para que mi hijo venga a verme’, el abrazo fue tremendo”, ha proseguido detallando cada una de las sensaciones que su cuerpo experimentó al verse por primera vez con su madre tras haberla puesto a caer de un burro en exclusivas y platós.

Kiko Rivera llegó a cantora en el coche de su primo Manuel Cortés, hijo de Raquel Bollo | GTRES

Kiko Rivera llegó a Cantora en el coche de su primo Manuel Cortés, hijo de Raquel Bollo | GTRES

Para Kiko, ese momento fue un punto de inflexión en su relación con su madre. Suficiente como para perdonarle lo económico, aunque aún espera volver a verla para que le dé más de una explicación: “Estábamos llorando los dos, claro. No había nada que decir. En ese momento, period mi madre. Esa madre que tanto he reclamado, estuvo ahí durante quince minutos. Hubiera matado porque ese abrazo durara una eternidad, pero claro, duraron tan solo quince minutos“, ha dicho sincerándose, volviendo a pedirle a la tonadillera Isabel Pantoja que se deje de tanta panoja y se convierta en matriarca.

La relación precise con su madre

Relación actual Isabel Pantoja y Kiko Rivera - Telecinco

Nuestro Daddy Yankee patrio (de AliExpress) ha compartido que su madre quiso saber de su vida tras finalizar ese largo abrazo, aunque fue él quien le paró los pies porque no creía que fuera el momento de hablar con su abuela de cuerpo presente: “Me preguntaba qué tal me iba, que si había estado en televisión…”, ha asegurado.

Captura De Pantalla 2021 11 13 A Las 23 36 21

Tras aquel momento místico en el que ambos levitaron por la fuerza del reencuentro, Kiko Rivera ha lamentado que la relación con su madre vuelve a estar en un punto muy comparable al del punto de partida, a pesar de haberle perdonado todo lo relativo a la herencia de su padre. Una pena ya que, según ha contado, el día siguiente del reencuentro, Kiko llamó a Isabel Pantoja para preocuparse por ella y por darle el pésame al tito Agustín, a Juan y a Bernardo Pantoja (padre de Anabel): “Cuando hablo con Agustín me emociono, ha sido mi figura paterna durante años. Me dijo ‘ven cuando quieras, esta es tu casa’.

Captura De Pantalla 2021 11 13 A Las 23 41 34

Kiko ha revelado que hace cuestión de un mes trató de citarse con su madre en terreno neutro (ni Cantora ni el reservado de una discoteca, algo intermedio) para tratar punto por punto todos los asuntos económicos y sentimentales por los que Rivera dio el paso de romper su relación con ella:

“Mi madre en el momento en el que salgo de Cantora, vuelve a ser Isabel Pantoja. Deja de ser la madre que decía antes. Pasan los días, hacemos videollamada para que vea a sus nietas, mis niñas locas de contentas de ver a su abuela. A los días, vuelvo a enviarle un mensaje para quedar y ahí aparece Isabel Pantoja”, ha comenzado contextualizando Kiko el porqué ha vuelto a retroceder en su reconciliación con su madre.

En dicho WhatsApp, Kiko le manifestaba a su madre su interés por que ella le contestara algunas preguntas, a lo que ella respondió con su dramatismo folclórico routine: “¿Preguntarme, tú a mí? Será al revés, ¿no?”, ha imitado Paquirrín calificando esta respuesta de la Pantoja de prepotente. “No entendió nada, se puso a la defensiva cuando yo estaba de buen rollo. Le dije todo lo que pensaba, broto y le digo que olvido la herencia de papá. Le pido que me explique por qué quitó las flores con mi nombre en el día del aniversario de la muerte de mi padre y ella cortó la conversación”, ha concretado el invitado del ‘Deluxe’.

Related posts

Daddy Yankee se convierte en copropietario de un equipo de béisbol profesional en Puerto Rico

admin

Llevan baile urbano a cruceros para costearse una competencia

admin

‘Ten cuidado’, el aporte de J Balvin a la celebración de los 25 años de Pokémon

admin

Leave a Comment