-1.5 C
New York
Monday, Jan 24, 2022
Image default
Ricky Martin

Ronaldo compra niños – Levante-EMV

Aparte de mis monsergas en este nuestro diario Levante-EMV, suelo recurrir a Instagram –esporádicamente– para escribir textos que lleguen a mi alumnado. Huelga decir que mis columnas jamás las leen; apenas disponen de concentración, por eso se quejan de la «inhumana» extensión de mis artículos. Imagínense qué dirán de I. Kant. Uno de los últimos publish del 2021 decía así: «¿Alguien tiene a mano el teléfono de Ronaldo? Voy de compras y quiero saber a cuánto está en el mercado el precio por kilo de niño/a» [@agustinzaragozagranell] Dada la respuesta furibunda de los chicos –las chicas apenas hicieron comentarios– saqué las siguientes conclusiones: 1) Los ídolos de los varones son «intocables»; 2) Desconocen los vientres de alquiler entendiéndose como explotación de mujeres vulnerables; 3) Ignoran el mercadeo de cuerpos y bebés en países como Ucrania, conocido como «útero de Europa»; 4) Identifican los vientres de alquiler como una forma legítima de ‘adopción’; y 5) No detectan la ironía, pues no pocos entendieron que iba a comprar una criatura.

Los vientres de alquiler forman parte de mi temario en todos los niveles. Tanto en Valores Éticos, como Filosofía y Psicología se muestra que la mujer es la clase social y económica más explotada en el mundo (tesis de la maestra Lidia Falcón). En ese contexto incorporo la pornografía, la prostitución, vientres de alquiler y otras formas de violencia contra las mujeres. Un análisis detallado de los ataques de los chicos –nunca críticas argumentadas– me lleva a pensar que: 1) Cuestiones como los vientres de alquiler deben impregnar el currículo y, a ser posible, por parte de todas y todos, por ejemplo, Biología, Historia, Tutoría, and so forth.; 2) Necesitamos una conceptualización ágil como el tuit, mensajes directos y claros; y 3) Web nunca aporta conocimiento per se; el profesorado debe usar esta herramienta con la juventud para que vean la luz y no sólo la oscuridad de las redes, las pretend information y la mediocridad influencer.

Ronaldo compra niños muy a pesar de mis chicos futboleros. Me insisten que ha ganado siete balones de oro, como si esto concediera bula para mercadear con mujeres vulnerables. Si quisieran podrían navegar en https://nosomosvasijas.eu, internet muy documentada que ya tiene sus años. O podrían acceder a la lista de ‘compradores’ de criaturas: Cristiano Ronaldo, insisto, Kim Kardashian, Javier Cámara, Ricky Martin, Miguel Bosé, Tyra Banks, Tamara Gorro… Todo está en google. Prejuicios y limitaciones cognitivas les impiden entender que el «derecho» a comprar criaturas sigue la lógica violenta contra las mujeres propia del capitalismo neoliberal. Puedes ganar siete balones de oro y ser un gusano ethical. Así de easy, así de complejo.

Related posts

Kate del Castillo: un repaso a su carrera como actriz más allá de “La reina del sur” | SALTAR-INTRO

admin

Todo listo para la entrega de los Latin Grammy 2021

admin

Rosalía es multada y Miguel Bernardeau apoya a Aitana

admin

Leave a Comment